8 consejos que te ayudarán a tener clases online más eficientes

online-estudiar-español

¡Hola amigos y amigas! ¿Cómo están?

¿Estás haciendo un curso online por primera vez? Como profesora de español online desde hace algunos años, te puedo decir que las clases presenciales no son del todo similares a las online, y es que hay muchos aspectos a tener en cuenta.

Los accesorios que debes tener (auriculares y micrófono), la estabilidad de Internet, el silencio del lugar en el que recibes la clase son sólo algunos de ellos, y aunque al principio cambiar a las clases online puede sonar un poco intimidante, los beneficios de estudiar así son muchos más y créeme, una vez que superes estas barreras y empieces a estudiar, no querrás volver a las clases presenciales.

¿No estás seguro? Revisa todos los recursos que puedes encontrar en Internet para aprender español, la cantidad es increíblemente y cada vez hay más profesores online creando materiales muy entretenidos y efectivos.

Te invito a que leas estos 8 consejos para que tengas clases online eficientes y no te olvides de consultar mis clases para ver cómo son.

¡Empezamos!

1. Planíficate

Consigue una agenda
Busca una forma de organizarte en la que puedas dividir tu semana en actividades diarias. La plataforma de Google Calendar te permite organizar actividades diarias y además asignarles recordatorios que llegan a tu teléfono.

Si no quieres tener un calendario online, entonces es tan sencillo como tomar lápiz y papel, hacer seis líneas para que tengas siete huecos, uno para cada día y seleccionar las horas en las cuales vas a comenzar a estudiar. Aquí tienes un vídeo de cómo hacer un Bullet Journal para organizar mejor tu tiempo.

2. De mayor a menor importancia

Prioriza qué tienes que aprender primero y después
Ahora que tienes un espacio visual y práctico para organizarte, sólo tienes que decidir qué vas a hacer con prioridad. Por ejemplo: Si lo que más te cuesta a la hora de hablar español es entender el tipo de pronuncación, entonces dale más prioridad a las actividades de “escucha” sobre otras habilidades y haz dos o tres sesiones a la semana de actividades de escucha activa.

3. Intenta estar sin distracciones

Encuentra un momento de tranquilidad entre tus actividades diarias
Intenta tener tus sesiones de estudio online en momentos tranquilos del día para poder concentrarte plenamente en la actividad que estás realizando.

Es tentador hacer algunas actividades de español mientras vamos de camino al trabajo o esperamos a que aparezca un amigo en la cafetería o incluso mientras esperamos el autobús, pero el problema de estudiar en esos momentos es que no te concentrarás plenamente en la actividad y, por tanto, no alcanzarás tus objetivos.

Así que es mucho mejor encontrar un momento tranquilo del día y un espacio donde no tengas distracciones.

4. Apaga tu telefono durante tu clase

Puede parecer muy obvio, pero creo que la mayoría de nosotros nos sentamos en el computador con el teléfono al lado y cuando empieza a sonar, perdemos totalmente la concentración. Así que intenta apaga el celular durante tus sesiones de estudio online y si no puedes apagarlo, por el trabajo, déjalo en la habitación de al lado. Trata en lo posible de no tener distracciones a tu alrededor, de lo contrario esos 30/40 minutos de estudio se convertirán en 1 hora o 2 horas de actividades inconclusas.

5. Acércate a personas que hablan español

Intenta conocer, buscar, acercarte a personas que hablan el idioma. Como te decía antes no es realmente necesario estar en el lugar en donde se habla el idioma que estás aprendiendo para hablarlo. Simplemente necesitas estar en contacto con la gente adecuada.

Puedes tener profesores nativos online o intercambios de idiomas a través de las plataformas virtuales, esto te ayudará a que te mantengas contacto con el idioma, escuchar la entonación de las palabras, las expresiones y por sobre todo, te permitirá poner en “activo” los conocimientos que ya tienes sobre el idioma.

Es probable que si ya has decidido empezar a estudiar un idioma, es porque este idioma, por alguna razón, ha llegado a tu vida y ya puedes entender algunas palabras básicas para comunicarte. Escuchar canciones, ver películas e intentar entender una conversación en el idioma que estás aprendiendo son formas “pasivas” de conocimiento, el típico “puedo entender pero no hablar”.

Exacto, cuando estás del lado pasivo del idioma, es muy probable que entiendas el contexto de una conversación pero no logres intervenir en ella, escuchar una canción y comprender de qué se trata, pero no podrías cantarla sin equivocarte un poco.

Es por ello que estar en contacto con el idioma es fundamental para pasar al lado activo y comenzar a reproducir tus propias frases.

6. Intenta ser lo más variado posible

Programa actividades diferentes cada día. Si comes todos los días lo mismo, aunque lo ames, lo más probable es que termines odiándolo. Lo mismo pasa con los idiomas, si haces siempre la misma actividades de rellenar huecos o actividades de duolingo, llegará el momento que te aburrirás y no querrás estudiarlo más.

Intenta variar lo más que pueda, se creativo y elige actividades que te gusten, pero lo más importante es que las hagas todos los días. Si una de tus pasiones es la lectura, entonces puedes dedicar un día a hacer lectura libre y otro a leer un artículo que te guste y finalmente otro en el que sólo busques el vocabulario. Las posibilidades son infinitas y puedes ser tan versátil como quieras, pero siempre con constancia y compromiso.

app-online-aprender-español

7. No tienes que dejar de practicar

No importa lo lento que vayas mientras no te detengas. Muchos estudiantes se ponen a estudiar todos los días, con mucha motivación y ánimo, haciendo cursos de varias horas que al final les dejan agotados o sin ganas de seguir practicando. Desde mi punto de vista es mejor ser persistente sin importar la duración de las sesiones de estudio.

Intenta en la medida de lo posible, no tener jornadas de estudio largas, es mejor que sean cortas pero frecuentes, te aconsejo que tengas sesiones de 30 minutos cada día, aunque ese tiempo dependerá de tus objetivos lingüísticos y de otros factores como: si es la primera vez que estudias español o no, cuántos idiomas dominas, cuál es tu lengua materna, para qué necesitas estudiar español: viajes, negocios, etc. Los factores que pueden influir son muchos, pero lo que generalmente funciona, como te dije antes, son las sesiones cortas y frecuentes.

8. Si estas cansado, posterga tus clases

Tómate un día libre y descansa. Si un día no quieres estudiar, siempre que lo hagas otro día, no pasa nada. Recuerda que adquirir un idioma tiene que ser divertido porque el cerebro aprende más fácilmente cuando las personas están motivadas. Así que, si tienes un mal día y sólo quieres descansar, ¡hazlo!

Vuelve a planificar tus sesiones cuando tengas problemas, todos tenemos días en los que no tenemos ganas y no terminamos lo que nos proponemos, pero no te preocupes, es tan fácil como volver a mirar tu planificación y rehacerla. Lo más importante es que no detengas tus sesiones durante demasiado tiempo y que intentes ser lo más constante posible.

¿Te ha gustado este post? Me encantaría leer tus comentarios💌.
Si te ha gustado la entrada, ¡puedes difundirla para que llegue a más gente!

Abrazos y hasta pronto
Giane 😘

About The Author

Gianella

Giane was born and raised in Chile, except for the time she moved to Spain and attended university there. She studied Education and Psychology at the University of Barcelona. She started teaching Spanish when she decided to travel around Europe, since then she has not stopped teaching languages.

Leave a Reply